We Are Infinite - The Perks of Being a Wallflower

17:35 0 Comments A + a -


[...] Y Patrick sonrío más todavía. No creo que haya visto nunca a Patrick sonreír tanto. Entonces, Patrick me señaló y le dijo a Bob.
    -Es especial, ¿eh?
 Bob asintió con la cabeza. Patrick entonces dijo algo que no creo que olvide nunca.
    -Es invisible.
 [...]
    -Tú ves cosas. Te las callas. Y las comprendes.
[...]
 Después del baile nos fuimos en la camioneta de Sam. Patrick conducía esta vez. Cuando nos acercamos al túnel de Fort Pitt, Sam le pidió a Patrick que saliera a la cuneta. Yo no sabía qué estaba pasando. Entonces Sam se subió a la parte trasera de la camioneta, sin llevar puesto nada más que su vestido de fiesta. Le dijo a Patrick que condujera, y él sonrió. Supongo que no era la primera vez que lo hacían. 
 En cualquier caso, Patrick empezó a conducir verdaderamente rápido y, justo antes de que llegáramos al túnel, Sam se levantó, y el viento convirtio su vestido en un océano de olas. Cuando entramos en el túnel, todo el sonido desapareció en el vació y lo sustituyó una canción en el radiocasete. Una canción preciosa llamada Landslide. Cuando salimos del túnel, Sam soltó un gritó de pura diversión y allí estaba: el centro de la ciudad. Luces sobre los edificioes y todo lo que hace que te asombres. Sam se sentó y empezó a reír. Patrick empezó a reír. Yo empecé a reír.
 Y, en ese momento, juro que éramos infinitos.
Con mucho cariño, 
Charlie.
 Y es probablemente, que la mayoría de las personas que hemos leído el libro y/o visto la película, amemos esta parte, esta carta, esta frase. Y en ese momento, sí, nos hizo sentir infinitos.
 Si no han visto la película, véanla.
 Si no han leído el libro, léanlo. 
 Les prometo, que en cualquiera de los casos, no se arrepentirán.
 El libro tiene esa singularidad, esa original e única manera de ser escrito, que te atrapa. 
 La película, tiene ese lado tan alegre que te fascina, y ese otro lado tan oscuro y silencioso que comprendes y al mismo tiempo no comprendes. Y eso es lo que más me encanta de ella.
 Si no conocen el libro o la película, se los recomiendo. Es, en breves y cortas palabras sobre Charlie, un marginado, hasta que conoce a Sam y a Patrick, que le hacen ver el lado de la vida, que él se estaba perdiendo, y probablemente, un lado que todos nos estamos perdiendo, y a todos nos gustaria ser Charlie, en ciertos aspectos.
 Al terminar el libro o la pelicula, juro, que en ese momento, te sentirás infinito.
















Queremos tu opinión